¿Cómo construir reputación usando analítica y métricas?

Cómo mejorar la reputación utilizando analíticas y métricas

 

La reputación también se construye usando analítica y métricas.

Aunque algunas personas piensen lo contrario, los números siempre son útiles y aportan con nuevas perspectivas para observar un proceso o los resultados de una acción comunicacional, por ejemplo.

Acá comparto algunas experiencias de cómo con los datos podemos coordinar acciones para mejorar una imagen pública, en medios o redes sociales.

Y, también, en el último caso, cómo pueden ayudar a identificar el real peso de una crisis mediática gracias alas métricas.

 

Ejemplo 1.- El ex “rey del retweet”

 

Logo de twitter para el caso de rey del RT

Un líder de opinión quería saber qué estaba comunicando en Redes Sociales, uno de mis servicios gratuitos que desde ya te invito a probar.

Para resumir, gracias a la analítica de su cuenta pudimos determinar que en el último período esta persona apenas escribía contenidos propios ya que cerca del 80% de sus publicaciones correspondían a retweet.

Además, al organizar y clasificar los tweet según las dimensiones trabajo v/s intereses, se apreciaba claramente que los temas que a él lo motivaban -que lo entusiasmaban y daban alegría a su vida- apenas eran dados a conocer en sus post en comparación a los contenidos laborales.

Por último, observamos que uno de sus propio contenidos -que resultó ser el más compartido del último tiempo- correspondió a un texto cargado de emotividad que reflejaba su estado de ánimo.

Sus palabras estaban en sintonía con lo que en ese momento sucedía en el país debido al Covid-19, sus efectos en la salud pública y en la economía.

El personaje tomó acciones para mejorar la cantidad y calidad de sus contenidos reduciendo el retweet, incorporando más temas que lo motivaran y tratando de expresar un mayor emotividad en algunos de sus mensajes.

 

Ejemplo 2.- web alimenta de contenidos a RRSS

 

Una organización insistía en publicar contenidos de distinta índole -sobre todo misceláneos- en su redes sociales, informaciones que contaban con escasas reacciones.

Sin embargo, al revisar la analítica de su web encontramos que un tema publicado hace varios años mantenía visitas constantes y permanecía en el ranking de lo más visitado.

Se tomó la determinación de refrescar dicho contenido antiguo en la web, con nueva imagen y formato. Junto a ello, se hicieron versiones en afiches para las RRSS del mismo contenido presentado por capítulos en redes sociales.

Para concluir, aumentaron levemente las visitas a la web pero en redes sociales las piezas nuevas tuvieron un incremento notable en reacciones, especialmente en compartidos.

 

Ejemplo 3.- La emergencia permanente

Cómo medir una crisis mediática

Tuve la oportunidad de conocer un organismo público donde literalmente todos los días se vivía una crisis comunicacional o emergencia.

Había crisis por que: tal autoridad cometió un error al decir una de sus cuñas; porque el diario mencionaba a la institución en un caso complejo; o, porque un representante regional había tenido una fuerte polémica con un alcalde.

En este caso, se decidió establecer indicadores con el fin de entender y determinar la real magnitud de estas “crisis comunicacionales”.

Para ello, se tomó como referencia los medios informativos y con ellos se elaboró una base de datos con indicadores.

Estos últimos especificaban el conflicto, su alcance (nacional/regional), su permanencia (días en el debate público), su escalabilidad política (autoridades locales, políticas, seremis, ministros, presidencia), entre otros indicadores.

Con el tiempo, dichas métricas permitieron no sólo identificar cada impasse, sino que también se pudo comparar cada uno de ellos y de esta forma conocer su real impacto de acuerdo a a propia historia de la institución.

 

 

Send this to a friend